Practico Deporte
Judo Julia Figueroa
Julia Figueroa (i.) fue eliminada en Río por la cubana Dayaris Mestre Álvarez. Fotos archivo EFE

La judoca Julia Figueroa regresa a por todo tras su grave lesión

David Jurado

La judoca Julia Figueroa afronta 2018 con la ilusión de reaparecer en los tatamis internacionales después de pasar “un año en blanco” por la grave lesión de ligamentos que sufrió, y lo hace con optimismo al afirmar que tendrá “todo a ganar” porque no defiende puntos de 2017.

Su primera cita será el 18 de enero con motivo del Grand Premio de Túnez, prueba en la que además nunca participó con anterioridad, con lo que será “aún más real el volver a empezar”, ya que “todo empezará de cero”, declaró a Efe Figueroa.

Llegar a tope a mayo

La cordobesa aseguró encontrarse “muy bien físicamente y con ganas de empezar” para llegar a mayo en el mejor momento de la temporada, que será “cuando comenzará la carrera olímpica”, ya que empezarán a sumarse todos los puntos de cara a la clasificación para Tokio 2020.

“Durante todo este tiempo sólo quería recuperarme, porque darle vueltas a la lesión no llevaba a nada, así que me centré sólo fortalecer la rodilla“, explicó Julia Figueroa, tras lesionarse en marzo de 2017 antes de disputar con España el Europeo de Varsovia.

Julia Figueroa ha estado un año en blanco por una grave lesión de ligamentos.

La judoca regresó esta semana a Valencia para reanudar sus entrenamientos con el Terra i Mar, tras unos días de vacaciones en Córdoba, donde asistió al primer Clínic Ciudad de Córdoba.

En él le acompañaron los también olímpicos Laura Gómez y Sugoitz Uriarte, y estuvo organizado por el club donde se formó en Córdoba, el Kodokam que dirige Francisco Prados, su primer entrenador.

Destacó que “fue muy bonito y, además, era algo que no se había hecho nunca en Córdoba”, con lo que salió “muy contenta”, se lo pasó “genial” y disfrutó “enseñando a los más de cien niños” llegados desde distintos puntos de España que participaron.

Olímpica en Río

Esto, según la olímpica en Río 2016, demuestra que “hay cantera” y por ello “la idea debe ser darle continuidad”, después de contar como profesor con un campeón de Europa y subcampeón mundial o con una ganadora de dos Grand Slam como la cordobesa.

En los próximos días, Julia Figueroa se concentrará con España para afrontar la citada competición de Túnez, donde confía en “no tener miedo” para así dar por cerrado su peor momento como deportista de elite.

Tras reaparecer en Túnez, en febrero llegará el Grand Slam de París y en marzo el Gran Premio de Alemania, ya que confía en que con esas dos competiciones estará “preparada” para afrontar el Campeonato de Europa, aunque “dependiendo de los resultados logrados” podría hacer una prueba internacional más.

Añadió que de esta manera pone “punto y final” a muchos meses de sufrimiento y de trabajo en silencio, un periodo del que ya pasó página y durante el cual cayó hasta el puesto trigésimo primero del ránking mundial del peso liviano (-48 kilogramos).

De este modo, Figueroa retrocedió más de veinte puestos en siete meses y después de debutar en los Juegos de Río de Janeiro, a los que llegó entre las seis mejores judocas del mundo en su peso.

practicodeporte@efe.es

Te puede interesar

calendario deportivo 2018

Calendario de las principales competiciones de 2018

Los Juegos Olímpicos de Invierno de PyeongChang y el Mundial de fútbol de Rusia son dos de las grandes competiciones de 2018, pero en el nuevo año habrá muchas otras citas deportivas.